Internacional

¿A quién pertenece el triunfo histórico?

18 de Junio del 2018 13:03:13
Por: Tony Valls

Pareciera que siempre necesitamos una razón para dividirnos. Ahora resulta que criticar a la Selección Mexicana era un error absoluto y que quienes lo hicimos no tenemos derecho a disfrutar el histórico triunfo.

Hubo de todo en el camino: quienes fueron desmedidos y agresivos hasta con la persona de JC Osorio, quienes enfocamos la crítica en lo que veíamos en la cancha, quienes eran un poco más positivos y quienes defendían por intereses personales o simplemente por fanatismo lo, a veces, indefendible.
SÍ HUBO MOTIVOS para cuestionar y criticar, tanto así que jugadores ejemplares como Andrés Guardado fueron autocríticos en diversas ocasiones, aceptando errores y hasta siendo propositivos para mejorar. 

Para muestra un botón; El año pasado ante Alemania, Osorio decidió dejar en la banca a Vela por esa priorización de la talla que él suele considerar; fue uno de los más duros cuestionamientos del proceso. Ayer puso a Vela (y no es que Carlos ahora tenga  más estatura que en 2017) y fue de lo mejor del equipo. Es decir, de forma implícita aceptó un error del año pasado.

Tampoco es mentira que el equipo fracasó en Copa América, Copa Oro y un poco en la Confederaciones (digo un poco porque me parece que el 4to lugar era lo previsible), ni que en casi 50 partidos mostró pocas veces formas convincentes.

Pero sí, ayer el equipo verde mostró muchísimas virtudes y jugó su mejor partido del proceso. Fue valiente, aplicado, seguro de sí mismo, inteligente, peligroso al atacar, sensato al decidir, atento, disciplinado tácticamente, emocionalmente estable, generoso en esfuerzo y actitud, altamente concentrado y mostró una mentalidad ganadora. Los rendimientos individuales fueron altos de casi todos, teniendo además figuras resolutivas como Ochoa, Lozano, Herrera y Vela. Y esta vez sí tuvo esa pequeña dosis de fortuna que otras veces se fue al otro lado.

Fue una mañana histórica y les digo ¡GRACIAS, MUCHAS GRACIAS! A Osorio, jugadores, al cuerpo técnico y a todos los que la hicieron posible. El factor de lo inesperado le añadió un toque de heroísmo.

El triunfo es de los que componen el equipo en todas sus áreas, pero el disfrute nos pertenece A TODOS LOS MEXICANOS, sí, a todos.

La crítica fundamentada sirve tanto como la incondicionalidad, las reflexiones ayudan tanto como el apoyo, hasta las críticas extremas (aunque no comparto los extremos) les aseguro que sirvieron para picar el orgullo. ¿Quién no mejora después de que te hacen ver un error?

Decir que todo estuvo bien en el camino es una mentira, decir que todo estuvo mal también lo es.

Por eso este triunfo no es de los ‘osoristas’, los neutrales o para ‘callar’ a los ‘antiosoristas’. Es de los mexicanos, de un pueblo que día a día sufre y no se cansa de luchar, que tiene fe como ninguno, y que el domingo encontró en el fútbol una razón para abrazarse, para gritar hasta dejar la garganta, y hasta para llorar, esta vez, de alegría. Que nadie se apropie de la felicidad del mejor día del padre que ha tenido el país, porque si eres mexicano, critiques o no, tienes el derecho de sonreír esta semana y de soñar con lo antes impensable. 

P.D. Es un primer paso majestuoso, pero ojalá que sea solo el inicio de un sueño dorado. Hoy, se vale soñar. 

@TonyVallsFox

Comentarios

Relacionado